• 662 962 285

09 Ene

AMJA ha contado con la reflexión de personalidades de reconocido prestigio: Agulló, Elías Bonells, Sáiz de Omeñaca, Sánchez de Lorenzo Cáceres y Valdés Castrillón, en torno a nuestra realidad socioempresarial y profesional. En esta ocasión entrevistamos a José Elías Bonells:

Natural de la Colonia Güell, Barcelona y Diplomado en la Escuela de Jardinería Nicolau M.ª Rubio Tudurí de Barcelona, fue, hasta 2004, Director Técnico de Parques y Jardines de Sevilla. Ha escrito numerosos libros y artículos sobre jardinería de ámbito nacional y es experto en flora ornamental. Actualmente escribe, de forma muy prolífica, extraordinarios artículos en su blog https://jardinessinfronteras.com y podemos verlo pasear, cada día, con su cámara de fotos revisando las obras nuevas y el mantenimiento de su ciudad, pero sobre todo es un gran conocedor de los parques y jardines, el arbolado urbano y la vegetación de Sevilla, en donde sigue ejerciendo de “JARDINERO MAYOR” para deleite de todos los que desean saber y, quizá, “pesadilla” para los funcionarios de turno.

“Hay que trabajar en favor de la naturaleza, no contra la naturaleza en todos los aspectos”. Su entrevista muestra los grandes conocimientos de José Elías, el sentido común, la capacidad de enseñar y de aprender, el afán a decir sin temor lo que considera mejor y, sobre todo, la humildad que sólo tienen las grandes personas.

 

JOSÉ ELÍAS BONELLS  

(Algunas de sus publicaciones y actividades)

Autor de los libros ‘Nomenclatura de las plantas cultivadas en los jardines de Sevilla, 1965’. Y ‘Plantas y Jardines de Sevilla, 1981’. Autor de un capítulo en la publicación ‘Jardines de Sevilla, 1998’, ambos editados por el Ayuntamiento de Sevilla.

Colaborador en la redacción de las Normas Tecnológicas de Jardinería y Paisajismo, Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos Agrícolas y Peritos Agrícolas de Cataluña, Barcelona.

Autor el libro “Jardines de Sevilla”, editado por el Ayuntamiento de la capital hispalense en 1999

Coautor del libro ‘Parques y Jardines de Sevilla’, editado por fascículos por el Diario de Sevilla y Caja Rural de Sevilla en el año 2000.

Reportajes y artículos en diversas revistas especializadas, Merian (alemana), Flori (italiana), Zona Verde, ABC, El Correo de Andalucía, Parjap, etc…

Autor del libro ‘Plantas y Jardines de Sevilla’. Reeditado por el Área de Obras Públicas. Abril 2003.

En fase de publicación: ‘Los árboles de Sevilla’. Dos tomos

Socio de Honor de la Asociación Española de Horticultura, octubre 1978.

Socio de Honor de la Asociación Española de Parques y Jardines Públicos, marzo 1995.

Socio Fundador de la Asociación Española de Parques y Jardines Públicos.

Socio Fundador de la Asociación Sevillana de Amigos de los Jardines y el Paisaje, de la que fue vicepresidente.

Miembro del Jurado Internacional del ‘Concurso de Rosas Nuevas de la Villa de Madrid’ (en más de 40 certámenes), organizado por el Excmo. Ayuntamiento de Madrid, y Presidente del Jurado en la edición de 1992.

Miembro del Jurado Internacional del ‘Concurso de Rosas Nuevas de Ginebra’, 1972.

Miembro del Jurado Internacional del ‘Concurso de Rosas Nuevas de la Bágatelle, Paris’, 1993.

Miembro del Jurado Internacional de ‘Iberflora’, Valencia.

Miembro del Jurado Internacional y presidente del Jurado en el ‘Primer Concurso Internacional de Rosas Nuevas de Barcelona’ en el año 2001. Miembro del Jurado en 2002, hasta 2008.

Medalla del ‘Amics dels Jardins de Barcelona’ en el año 1998.

Primer Comisario de la ‘I Feria Nacional de Jardinería Urbana, Paisajismo y Medio Ambiente. FLORA URBANA 2000’, celebrada en Espartinas (Sevilla), en la que actuó asimismo como ponente en las jornadas técnicas con el tema “El verde urbano” y actual miembro del Comité Organizador de Seminarios y Jornadas Técnicas que se celebraban anualmente.

Ex Adjunto al Jefe del Servicio de Parques y Jardines del Ayuntamiento de Sevilla, después de haber estado como Director Técnico y Jefe de jardinería durante los 49 años que presto sus servicios en la Administración Local. Ingreso el 9 de enero de 1956, hoy hace 62 años.

 

1.- ¿Qué opinión tiene sobre las Pymes del sector de la jardinería?

Las pequeñas y medianas empresas han sido durante muchos años gestionadas por profesionales del sector en sus distintas especialidades y estas han sido las que han ofrecido las mejores garantías para afrontar cualquier trabajo dentro del mundo de la jardinería.

2.- En su vida profesional, ¿qué relación ha tenido con la pequeña y mediana empresa?

Por mi condición de funcionario con capacidad de decisión, he dispuesto durante muchos años de Pymes para resolver los problemas que planteaba la recuperación ambiental y paisajistica en el entorno urbano, la creación de jardines, su conservación y mantenimiento.

El trato directo con los responsables de las empresas de distinto tipo por su especialización y ámbito de actuación, era una garantía de buena ejecución de los trabajos por la profesionalidad de los interlocutores y la eficiencia de los trabajos que se les ordenaban.

3.- El sector de la jardinería está pasando por momentos difíciles ¿cuáles son, en su opinión, las medidas a tomar para mejorar la situación?

Son muchos los años que nos estamos preguntando lo mismo ¿El sector pierde a nivel de pequeña y mediana empresa protagonismo dentro de las actividades que puede desarrollar en trabajos de paisajismo y jardinería?

A mi juicio una de las medidas más importantes a tomar y en la que AMJA ya está actuando es acabar con el intrusismo profesional. Cualquiera se siente en derecho de presentarse como una empresa del sector sin disponer de personal profesionalizado capaz de prestar unos servicios racionales y bien gestionados.

Cualquier persona actúa sin reparo atribuyéndose unos conocimientos que no tiene para actuar con toda impunidad en trabajos que corresponden realizar a empresas o profesionales legalmente establecidos.

Hay que concienciar al ciudadano de que estas actuaciones fuera de la ley carecen de las garantías y conocimientos necesarios para llevar a cabo labores propias de un buen profesional.

La profesionalización del Sector apoyando la creación de Escuelas de paisajismo y jardinería, cursos a trabajadores que formen a la nueva generación de jardineros hacia las técnicas e innovaciones que demanda la aplicación de nuevas formas para el diseño, construcción y mantenimiento de jardines para el futuro, debe ser una de las medidas a tomar.

El jardinero vocacional tradicional, heredado de actuaciones durante años en jardines, está desapareciendo, una nueva generación lo ha suplido más por el ansia de conseguir un trabajo que por la vocación de pertenecer a una profesión que exige sensibilidad al trabajar con seres vivos. Otros procedentes de las escasas escuelas profesionales donde se imparten cursos para el conocimiento actual de los sistemas y técnicas a aplicar en cada caso que se nos plantee.

Profesionalizar las empresas en trabajos específicos de repoblaciones forestales y tratamientos silvícolas, recuperaciones ambientales y paisajísticas, riegos, hidrosiembras, podas, campos deportivos, jardines verticales y sobrecubierta, viveros etc… debe ser una de las metas a alcanzar

4.-  En cuanto a las licitaciones, las empresas pequeñas y medianas tienen poco acceso a ellas ¿Cuáles son los problemas que en la actualidad ve en la integración de las Pymes en la gestión del verde urbano en la administración pública? ¿Por qué no se contratan estas empresas a pesar de estar cualificadas?

Son las multinacionales medianas y grandes empresas las que optan a los concursos públicos de carácter nacional. En la obra pública se valora más por la Administración la presentación de  las ofertas que la calidad de los trabajos ejecutados.

Mientras las licitaciones en la Administración no se realicen conforme a la nueva Ley de Contratos del Sector Público y se puedan trocear los contratos susceptibles de fraccionamiento para que las pymes puedan acceder a la contratación pública y las empresas de nueva creación no tengan que acreditar trabajos anteriores con la administración para poder acceder a ella, la situación es difícil.

El poderío de las multinacionales impera a la hora de presentar los Pliegos en las contrataciones, mayor clasificación, mayor responsabilidad económica, más dotaciones de maquinaria etc…  pero menos profesionalidad. Formar un equipo de profesionales y mantenerlo cuesta mucho y todos sabemos que las grandes empresas tienen que formarlo cuando se les adjudican las obras, ya que generalmente no los mantienen o trabajan con los que subrogan. Toca a las pymes actuar de subcontratas para afrontar los trabajos más técnicos a llevar a cabo.

Desligar los capítulos especializados de recuperaciones ambientales y paisajísticas, repoblaciones forestales y tratamientos silvícolas, construcción y mantenimiento de zonas verdes o trabajos de podas de arbolado viario, etc.…en las obras con un gran porcentaje de obra civil para que puedan ser realizadas por empresas especializadas directamente y no a través de subcontrataciones por la empresa adjudicataria.

5.- En el objeto de las licitaciones aparece con frecuencia “mantenimiento de edificios, limpieza, obras de restauración, jardinería y otros” ¿qué piensa al respecto?

La separación de los trabajos de medio ambiente, paisajismo y jardinería en las obras, ha sido y es una aspiración del sector desde hace años. Así se hizo en la Expo 92 y fue todo un éxito, al realizarse todos los trabajos de reforestación por empresas especializadas, sin entrar como partidas específicas en los grandes proyectos de obra civil.

En mi experiencia profesional de muchos años esto no ha ocurrido así. Una partida alzada ha sido suficiente para justificar la inversión en jardines en la totalidad del proyecto. Hemos de ser serios desde la redacción del proyecto, especificando detalladamente cada una de las partidas que integran el capítulo de jardinería, trabajos a realizar, tamaño de las plantas a utilizar, instalaciones de riego, mobiliario, mantenimiento y conservación, etc… y por supuesto será la valoración de la oferta más ventajosa, entendiendo por ello que necesariamente no tiene que ser la más barata, sino aquella que presente un mejor ratio comparativo respecto a la totalidad de las ofertas.

Considero un error contratar trabajos con bajas temerarias, que las pymes no pueden asumir por irreales y fraudulentas. A pesar de ello se siguen adjudicando obras con estas bajas.

Algunas licitaciones ya se basan en aplicar la media.

 6.- La jardinería afecta al medio ambiente, a la salud de las personas, genera empleo y riqueza, mejora la imagen de las ciudades y la calidad de vida de los ciudadanos ¿Por qué no se le da importancia?

Es un problema de cultura, yo no creo que no se le dé importancia, nunca se ha hablado tanto de naturaleza y medio ambiente como ahora, lo que ocurre es que vivimos en un mundo donde todo lo material se comercializa, estamos sometidos en un mundo mediatizado hacia el consumismo, la publicidad nos agobia, los automóviles invaden nuestras calles, la ciudad cada vez es más irrespirable, el estrés del ritmo de vida que nos ha llevado a este estado de cosas hace que no tengamos tiempo de pensar, los hechos se suceden en nuestro trepidante día a día…

Debe imperar la cultura del ocio y el bienestar, el estilo de una calidad de vida que nos es indispensable para poder disfrutar de la naturaleza que nos rodea, y en ella son elementos importantes en las ciudades sus parques y jardines, sus espacios en contacto con la naturaleza. Quienes los planifican y conservan deben de contar con la participación de los ciudadanos, de forma de satisfacer las ansias de aquellos que están alejados de las políticas consumistas.

A estos ciudadanos deben ir dirigidos nuestros esfuerzos que seguro sabrán agradecer los trabajos que se realizan para facilitarles una mejor calidad de vida.

7.- ¿Piensa que el tejido empresarial está cualificado?

Creo en los equipos de trabajo profesionales, bien retribuidos, ya estén en una gran empresa o en las Pymes.

En la prestación de servicios como los de medio ambiente, paisajismo y jardinería, donde la mano de obra en muchos casos puede superar el 80%, la cualidad del personal debe ser óptima, motivada e incentivada, tanto en la ejecución de los trabajos como en el comportamiento ante los clientes, que en el caso de los parques y jardines públicos, son los ciudadanos.

Considerando el tejido empresarial desde el principal gestor hasta el último empleado, cada uno en sus funciones dentro de la empresa, la cualificación debe ser total. Existen lagunas a la hora de valorar la eficiencia y calidad empresarial que deben ser corregidas. El producto final es la calidad del trabajo ejecutado y no siempre es satisfactorio, algo falla, conviene detectarlo y corregirlo con inmediatez.

Ante la baja cualificación profesional de los recursos humanos, cuando esto sucede, hay que formarlos, motivarlos y valorarlos, evitando que se marchen a otras empresas una vez formados, riesgo que han corrido muchas empresas.

Cada empresa, en función de su actividad y estructura, debe ser conocedora de quién es su competencia en el sector, lo que le obligara a que su personal sea cada vez más formado y profesionalizado.

La innovación y creatividad deben formar parte de la estrategia global de la empresa. Eficacia y eficiencia para una mayor productividad y adaptación a las nuevas demandas y reglas de juego que nos exige el mercado, donde la calidad debe ser la mejor imagen de la empresa.

 8.- ¿Cuáles son, según su criterio, las soluciones para mejorar el verde urbano?

Podríamos escribir un libro de soluciones, pero en síntesis me voy a referir a las que considero más importantes:

Como objetivos principales se deben fijar:

  • Diseñar una trama verde integral intercomunicada entre sí.
  • Controlar y regular los espacios verdes privados desde la Administración mediante                            convenios
  • Aumentar el valor del árbol en las plantaciones urbanas.
  • Adecuar las plantaciones con criterios paisajistas y estéticos considerando su sostenibilidad y el cambio climático.
  • Proteger y cuidar los espacios urbanos más atractivos.
  • Evitar tipologías de jardines que nos exijan un gran consumo de recursos de agua y energía.
  • Potenciar los aspectos naturales con utilización de plantas autóctonas.
  • Reciclar los residuos vegetales para producción de compost cerrando su ciclo biológico.
  • Para la creación de nuevos espacios verdes, hace falta que entre los políticos, la participación de los ciudadanos y los servicios de gestión de las zonas verdes, existan puntos de vista comunes, marcados por el cambio de conceptos y el intercambio de intereses y sensibilidades.

Una buena solución es el gran respeto y protección de los elementos patrimoniales históricos ligados a la tradición con valor cultural o de identidad y la utilización de elementos naturales como factores de diseño en el control del confort urbano y de los microclimas de cada espacio urbano.

Otra solución es reflexionar antes de actuar, independientemente de las presiones de los grupos políticos, económicos o culturales, evaluando las consecuencias sobre nuestro medio ambiente en cada una de las actuaciones. Es innegable que nuestra manera de actuar, crear o mantener, tendrán múltiples incidencias en el futuro sobre la calidad de vida de los ciudadanos.

La diferencia entre los jardines de antes, su mantenimiento y su conservación, con los de ahora, existe desde hace tiempo, cada jardín es un ecosistema propio que necesita una intervención diferente, pero las presiones políticas, económicas o las condiciones climáticas nos hacen actuar de distinta forma, una buena solución sería adaptarnos a los nuevos estilos que implican también a nuestros parques y jardines, mantener los jardines históricos que forman parte de nuestro Patrimonio y lógicamente gestionar nuestras empresas hacia el futuro de una jardinería más acorde con los ambientes naturales, menos costosa y más adaptada al cambio climático.

Trabajar en favor de la naturaleza, no contra la naturaleza en todos los aspectos.